10 Ideas de maridaje para acompañar un buen vino

Tabla de contenidos

Realizar una combinación perfecta de vino y alimentos no es una tarea fácil. A esta unión es a la que se le llama maridaje y su objetivo principal es destacar y elevar todas las cualidades organolépticas tanto del vino como de los alimentos que lo acompañen de manera armoniosa y equilibrada.

Desde Carrascas, queremos ponértelo fácil dándote 10 ideas de maridaje para acompañar un buen vino, que no cometas ningún error y que logres disfrutar de la experiencia gastronómica al máximo.

Aspectos a tener en cuenta para realizar un buen maridaje

Cuando queremos realizar un buen maridaje, resulta imprescindible buscar la sinergia, es decir, una unión perfecta entre los dos elementos que resulte totalmente placentera en  nuestro paladar. 

A día de hoy, las normas a seguir para conseguir una buena combinación no son demasiado estrictas. Sin embargo, queremos hablarte de los factores más importante que debes tener en cuenta para que el resultado sea impecable.

Ingrediente principal del plato

Lo más importante es analizar la comida en profundidad. Tendemos a pensar que el tipo de alimento en sí será el que determine con qué vino combina mejor. En cambio, lo que realmente tiene peso aquí será su contenido graso, la intensidad de aroma y sabor y la capacidad de digerirlo. 

Por lo general, cuando se trata de un alimento pesado, lo más adecuado es combinarlo con un vino con cuerpo mientras que, si contamos con un plato de comida más fresco y ligero, optamos por un vino más suave.

Equilibrio

Para encontrar el equilibrio perfecto entre vino y alimento, debemos prestar especial atención a otros matices y cualidades más específicas de ambos como, por ejemplo, la textura, colores, aromas, sabores principales y secundarios… 

Una vez analizado todo esto, tendremos que buscar qué puntos tienen en común para complementarlos correctamente.

Orden y armonía

En ocasiones, necesitamos elegir más de un vino para combinar un menú que se compone de varios platos de comida y, en estos casos, el orden resulta muy importante si queremos disfrutarlo al máximo. 

Lo más aconsejable es ordenar los vinos en función a su pesadez y cuerpo colocando primero los más ligeros y después los más evolucionados. De lo contrario, no percibiremos del todo el sabor del vino más suave al final. 

Por eso, normalmente servimos los platos más ligeros como una ensalada o un postre junto a un vino blanco mientras que los platos principales suelen acompañarse de vinos tintos.

De esta manera conseguiremos crear una armonía perfecta en el menú y disfrutaremos de cada parte como es debido.

Evitar exceso de vino

Este es un error muy común cuando realizamos menús compuestos por varios platos y queremos combinarlos con distintos tipos de vino. Lo más recomendable es contar con un máximo de tres vinos ya que más podría suponer una distorsión en las percepciones de los sabores y una alteración en el paladar. 

Vino tinto

El vino tinto es mucho más versátil y combinable de lo que pensamos. Además, es importante tener en cuenta que el maridaje no es una ciencia exacta y depende mucho de los gustos de cada persona. Sin embargo, nosotros queremos proponeros algunos alimentos que, de forma objetiva, combinan a la perfección con el vino tinto debido a sus texturas, cantidad de grasa, sabor, intensidad y aromas.

  1. Quesos curados

El queso curado es uno de los aperitivos más clásicos y conocidos para acompañar un buen vino tinto. Su sabor intenso y algo más fuerte que el de otros quesos casan a la perfección con las características de un vino más pesado y madurado. Algunos de los más adecuados serían:

  • Quesos azules
  • Queso manchego
  • Queso provolone
  • Queso parmesano
  • Queso cheddar
  1. Carnes rojas

Un vino tinto con cuerpo y matices intensos es ideal para las carnes rojas hechas a la brasa o al carbón. Lo único que tenemos que tener en cuenta si queremos realizar este maridaje es que cuanto más pesado e intenso sea el sabor de la carne, mayo tendrá que ser la pesadez, cuerpo y maduración del vino que lo acompañe. 

En este caso, podemos optar por un solomillo, una chuleta, un steak tartar, entre otros.

  1. Legumbres

Este es un maridaje algo menos común. No obstante, un vino tinto potente y sabroso es ideal para guisos con legumbres como, por ejemplo, una fabada asturiana, un cocido madrileño o, incluso, un potaje de garbanzos.

Todos estos platos resultan algo más pesados, abundantes y de mayor contenido graso que otros y por eso son perfectos para el vino tinto. Además, sus salsas y su intenso sabor provocará que, con un vino blanco más suave y ligero no se percibirá su sabor y aromas.

  1. Embutidos variados

Una de las decisiones más acertadas es combinar un embutido de calidad con vino tinto. Aquí entran en juego tus gustos y preferencias ya que cualquiera es perfecto. Te aconsejamos que combines por lo menos dos tipos de embutido diferentes y los sirvas junto con algo de pan, ya sea en rodajas, tostado…

Las alternativas más recurrentes son:

  • Salchichón
  • Chorizo
  • Lomo
  • Jamón serrano
  1. Postres de cacao o café

Otro error bastante común es no tener en cuenta los postres a la hora de maridar vinos. Sin embargo, con el vino tinto se pueden crear armonías perfectas para disfrutar de un buen postre. 

Lo único que tenemos que tener en cuenta es el tipo de postre del que se trata. El vino tinto potencia el sabor del cacao y del café. Por lo tanto, es ideal para platos como, por ejemplo, el tiramisú, el brownie y postres del estilo. 

Vino blanco

Los vinos blancos pueden maridarse con una gran variedad de platos y alimentos. Suele decirse que, los vinos blancos, deben acompañar siempre al pescado y alimentos suaves y ligeros. Sin embargo, esto no es del todo cierto. Existen vinos blancos con un sabor más intenso, pesado y fuerte que pueden quitarle el sabor a una comida suave y ligera. Por eso, tenemos que tener en cuenta no sólo el color del vino y el tipo de alimento sino, también los elementos de los que hemos hablado antes (textura, contenido graso, salsas, etc.).

A continuación, destacaremos los alimentos que, como norma general, suelen combinar a la perfección con un vino blanco de calidad.

  1. Mariscos y pescados

Esta es la combinación más conocida para el vino blanco y es que, es verdad que mejora notablemente la experiencia gastronómica.

La frescura y ligereza del vino blanco suele quedar genial con la suavidad de los pescados y mariscos. No obstante, existen excepciones. Hay algunos pesados con un sabor potente como el salmón que combinarán mejor con un vino tinto. 

  1. Ensaladas

Normalmente las ensaladas nos aportan un sabor fresco, ligero e incluso algo afrutado y cítrico en el caso de algunas ensaladas. Por eso, el vino blanco es el más acertado para este plato.

  1. Quesos suaves

El queso combina a la perfección con el vino blanco siempre y cuando tenga un sabor más sutil y suave que el de un queso curado. Alguno de los más recomendables para disfrutar junto a un buen vino blanco son:

  • Queso de cabra
  • Quesos frescos
  • Queso brie
  1. Paellas y arroces

Cuando contamos con un arroz como plato principal, es importante no perder su sabor y nunca quitarle el protagonismo y, por eso, un vino blanco joven y ágil en boca ayudará a que el sabor del arroz se potencie y mantenga. 

  1. Postres dulces

Los postres más suaves, dulces y frescos combinan a la perfección con el vino blanco. Son ideales sabores más cítricos, afrutados y empalagosos. Algunos de los postres más recomendables serían:

  • Copa de nata y fresas
  • Tarta de limón
  • Tarta de queso
  • Merengue
  • Flan
  • Panacota

Cómo elegir el mejor vino para acompañar a mis comidas

Un buen maridaje de vino tendrá como resultado que tus comidas y cenas mejoren en calidad y sabor y que la experiencia sea impecable. Por eso, es importante conocer las claves para realizar la combinación perfecta. 

Una vez conocemos la mejor manera de maridar cada tipo de vino, debemos encontrar un vino de calidad que nos asegure una experiencia gastronómica inmejorable. Desde Carrascas te ofrecemos vino de la mejor calidad, producido en España y el cual podrás tener en tus manos con tan solo hacer un clic. 

Si estás interesado, no dudes en ponerte en contacto con nosotros y te resolveremos cualquier duda con el objetivo de ayudarte a obtener un maridaje perfecto. 

¡Compártelo!
Últimos post

PARA REGALAR Y DISFRUTAR

Estuches

Estuches especiales que combinan todos nuestros vinos. Una presentación especial que además incluye 2 copas de vino de regalo. El detalle perfecto.

Carrito de compra
Tu compra